Search
Sábado 15 Diciembre 2018
  • :
  • :

Promueven Programa CERO de Salud Bucal desde la infancia en Magallanes

En ceremonia desarrollada en el CESFAM Dr. Mateo Bencur de Punta Arenas y enmarcado en el Mes de la Salud Bucal, fue presentado por profesionales del Servicio de Salud Magallanes el Programa de Control con Enfoque de Riesgo Odontológico (CERO); estrategia que beneficia directamente a niños y niñas a partir de los 6 meses de vida hasta los 7 años de edad.

CERO cuyo objetivo es contribuir a la reducción de la prevalencia e incidencia de patologías orales más frecuentes en la población infantil de Magallanes, a través de la reducción de factores de riesgo, controles de higiene y refuerzo de hábitos saludables, se ejecuta en todos los establecimientos de Atención Primaria de Salud (CESFAM – CECOSF) de Punta Arenas y Puerto Natales; además de los Hospitales Comunitarios de Porvenir y Puerto Williams.

“Este es un programa que abarca la atención infantil y donde los niños pueden ser ingresados a atención dental a partir de los 6 meses de vida, esta atención se mantiene a través de los años por medio de controles hasta que el niño o niña cumple 7 años (…) de manera de entregar estrategias preventivas a los factores de riesgo detectados al momento del control odontológico”, indicó la Dra. Arlette Oyarzo, asesora odontológica del Servicio de Salud Magallanes.

Agregando la Dra. Oyarzo que, “el 60% de la población infantil es la que esta cubierta, eso es alrededor de 7 mil niños anualmente en la región, pero lo que busca el programa es siempre ingresar la mayor cantidad de niños y la clave del éxito y el impacto del programa se hace con los controles, porque no sacamos nada con ingresar a un niño una vez y que la familia después no lo vuelva a traer, la importancia radica en los controles”, puntualizó la profesional.

En el mismo sentido, la SEREMI de Salud Mariela Rojas, señaló que, “la importancia radica que en la salud bucal ya no sólo consiste en tratar, sino que también hay que prevenir y desde la primera infancia en un primer control a los seis meses de vida. De esta forma, los padres se acostumbran a los controles odontológicos para que los niños y niñas disminuyan el riesgo de caries, entonces, al llevarlo a los seis meses a este control se mide el riesgo de patologías mediante la higiene y la dieta que pueda tener el menor y después continuar con los controles desde el primer año en adelante para prevenir más que para curar y esa es la idea del Programa Cero”, sostuvo la autoridad sanitaria.